Las fases finales para producir un video para Internet para usarse en redes sociales

Video para Internet | Prospect Factory

Esta es la tercera nota de esta serie de tres en donde hablamos de las fases que se deben seguir para producir un video para redes sociales. Estas tres notas van dirigidas a mercadólogos que nunca han ejecutado una estrategia de video para Internet o para equipos internos de marketing digital de una marca, que entienden que el video es hoy el formato de contenido con más interactividad en las redes sociales.

Si no han leído las anteriores notas, los invitamos a que lo hagan y que vean los videos de las conversaciones con Julio Di-Bella, un experimentado directivo de la televisión tradicional quién, entendiendo la realidad digital de hoy, nos ha ido compartiendo aquellas experiencias de la televisión que podemos aplicar en la producción de video para Internet.

Si quieren consultar las notas anteriores, estas son las ligas:

En esta nota continuaremos con la secuencia y fases finales que son:

  • Fase 7: edición del video
  • Fase 8: locución
  • Fase 9: distribución
  • Fase 10: promoción

Séptima fase: edición del video para Internet

La edición es muy importante, no solo porque nos da la oportunidad de secuenciar mejor el video para Internet y corregir los errores que se hayan generado al momento de grabar; sino porque permite retocar fondos, integrar viñetas, animaciones o supers, subtitular y musicalizar. En la edición generamos las versiones para cada red social, pues no se debe cometer el error de subir una única versión a todas las redes.

Aquí algunas sugerencias sobre duraciones:

  • Si el video para Internet se publicará en Facebook, su duración ideal es de entre 1 y 2 minutos, pero la mayor interacción se logra cuando duran 1 minuto.
  • En LinkedIn la duración es similar a la de Facebook.
  • Si el video es para YouTube, ahí pueden aguantar duraciones mayores que pueden ir desde los 10 a los 15 minutos cuando el video es explicativo o de mayor profundidad.
  • En Instagram los videos para Internet que más comentarios reciben, de acuerdo con Hubspot, son los de 30 segundos.
  • En Twitter son 43 segundos pues ahí los usuarios buscan inmediatez en la información
  • En el caso de “stories” se necesita una versión de 12 segundos.

Teniendo lo anterior en cuenta, se le puede hacer más fácil la vida al editor si, de entrada, se graban al menos dos versiones, la corta de 1 a 2 minutos para Facebook y LinkedIn, y la larga para YouTube, de esa manera no tiene que ver cómo convertir una versión larga en una corta, lo cual no siempre da un buen resultado.

Una ventaja que se debe aprovechar en la producción de video para Internet es que se pueden hacer diferentes versiones a un costo muy accesible y ponerlas a competir para ver cual arroja mejores resultados. En digital se le refiere como A/B Testing pues pones a competir una versión A contra una versión B, una vez que hay una ganadora, la dejas como versión A y generas otra nueva versión B para volver a tratar de mejorar los resultados. La idea es generar un video para Internet en dos versiones e ir viendo, según los datos, cuál funciona mejor.

Octava fase: locución de un video para Internet

Cuando se trata de un video grabado con la propia voz del comentarista, protagonista, entrevistador o narrador, esta fase no es necesaria pues la voz es la de la persona en cámara, pero cuando se trata de un video secuenciado o animado en donde se requiere una voz en off que vaya hablando sin que necesariamente haya una persona a cámara, entonces la locución es necesaria.

Lo más recomendable siempre será tener un locutor profesional que sepa dar inflexión y emoción a la narración. Como el costo de un locutor es elevado y en función del tiempo, es recomendable darle ya un guion final que vaya de acuerdo al video, y para eso se pueden ir generando versiones del guion grabadas por una voz temporal que vaya midiendo la cadencia y secuencia del guion contra el video para poder ir corrigiendo hasta que se tenga una versión final. Ya con esa versión final, se va al estudio y se graba con el locutor.

A veces no es costeable ni se tiene el tiempo para grabar todos los videos para Internet con un locutor profesional, una buena sugerencia es tener la entrada y la salida del video (sobre todo cuando se trata de una marca) grabado profesionalmente, y luego hacer la narración con una voz amable de la empresa, que se escuche razonablemente bien. De hecho, muchos expertos afirman que si el video para Internet se ve demasiado producido, tiene menos interacción en las redes sociales, pues de inmediato se infiere que se quiere vender algo.

Novena fase: distribución del video para Internet

Es muy emocionante terminar tu video, pero después debes distribuirlo en las redes para tratar de generar un poco de tráfico orgánico. Luego de que llegue a su máximo posible orgánicamente, debes utilizar pauta publicitaria que te permita aumentar el alcance, es decir, que lo vea más gente.

Recordemos que Facebook, LinkedIn, Instagram y Twitter están cada día buscando darte menos alcance orgánico al contenido, estático o de video, para obligarte a pagar publicidad. Es ciertamente frustrante tener que pagar la pauta publicitaria, pero en realidad Facebook es un canal que ha invertido mucho dinero en generar una audiencia muy similar a la audiencia que tendría una canal de televisión.

Así como en la televisión tradicional, hoy en día lograr que un video llegue a una amplia audiencia en las redes sociales, requiere de una inversión en pauta. Hay algunas excepciones de gente que sube un video para Internet que se vuelve viral, pero eso no sucede con mucha frecuencia. Y, de hecho, si alguien te quiere vender la producción de un video viral, ¡no le creas!, nadie conoce esa receta y es lo que hace que los que lo logran, sean tan sorprendentes.

Tu alcance orgánico puede ser mejorado si usas analíticos y corriges en consecuencia. Un importante secreto es entender tu audiencia. Si expones el contenido a las personas que sabes que están interesadas en ese tipo de contenidos, si publicas en el día y la hora más adecuados para tu audiencia y si inicias con un golpe de interés en los primeros 4 a 7 segundos de tu video, puedes lograr mejor alcance; pero el alcance grande se logra con pauta.

Décima fase: analíticos

El video para Internet que hagas no va a ser el único, estamos aquí hablándole a mercadólogos que buscan integrar un proceso de producción de videos para redes sociales replicable, que permita que cada vez que produzcas un video para Internet te tome menos tiempo, sea de mejor calidad y genere mejores resultados. La forma de lograr esto es mediante los analíticos. Todo debe medirse y la medición debe indicar qué cosas cambiar, eliminar o mejorar para lograr que tu video sea cada vez mejor.

¿Cómo saber qué es mejor? midiendo. ¿Cuánta gente ve el video, a cuántas personas alcanzas?, ¿cuánto tiempo lo ven, cuándo lo abandonan?, ¿cuántos llegan hasta el final?, ¿cuántos lo comparten, lo comentan o lo recomiendan?

Hay estadísticas de diferentes tipos para un video para Internet, que dicen cuándo se da el abandono en Facebook. Muchos datos sustentan que el abandono se da a más tardar a los 7 segundos; otros que se da en promedio a los 4 segundos. Pero si decimos que el abandono se da entre los primeros 4 y 7 segundos de un video para Internet, quiere decir que  desde la fase creativa del guion debes hacer algo para que antes de 7 segundos, la gente encuentre una razón para permanecer. Tienes que asegurarte que les das una migaja de interés. Cuando estás trabajando en la parte de edición y posproducción determina tus puntos de interés y genera picos de información atractiva. Una vez que saques el video al aire, analytics te dirá dónde estuvieron los picos y si lograste un pico en el segundo 4, un pico en el segundo 11 y luego otro pico en el segundo 15, los datos te lo van a corroborar.

Décima fase: la crítica sobre tu video para Internet

Sí ya sé, esta fase no estaba listada, pero la insertamos porque es muy real…y frustrante. Una vez que tu video para Internet esté arriba, habrá mucha gente que te va a decir qué le debiste haber quitado o puesto, o cómo lo debiste haber hecho. Recuerda, desde que hay iPhone, todo mundo se siente productor cinematográfico. Si tú sabes quién es tu audiencia y si esa audiencia consumió tu video, estás bien. Podrá haber mucha gente a la que no le guste o que lo abandone, pero si tu audiencia lo consume y genera interacción, aunque sean unas cuantas personas, tú ya ganaste. Hoy las audiencias son nómadas e inestables, pero a ti no te deben interesar “todas las audiencias” sino “la audiencia” meta a la cual quieres realmente impactar con tu video.

Al final todo mundo quiere que sus videos para Internet sean súper exitosos. ¿qué es el éxito en este caso? El éxito es que lo vea la gente que quieres que lo vea y el doble éxito en las redes sociales es que lo comente, lo comparta, lo critique, o reaccione. Facebook ha sacado un concepto últimamente que le llama “meaningful interactions”, o “interacciones significativas” que quiere decir que el valor de un contenido reside en que tu audiencia objetivo interactue significativamente con ese contenido.

Ve toda la serie de cómo producir video digital para redes sociales

Te recuerdo que esta nota es la tercera nota de tres que nos llevaron por el proceso de producción de un video apto para ser publicado en redes sociales. Te recomiendo que leas las dos notas anteriores y que visites los videos en donde hay mucha más información y una interesante la charla que tuvimos con Julio Di-Bella y su experiencia en la televisión tradicional. Las ligas a las notas anteriores y sus videos están al principio de esta nota y aquí puedes ver el video de esta.

Fase final: ¡inicia ya!

Hemos hecho un viaje interesante sobre cómo ir concibiendo este nuevo reto que tenemos todos los mercadólogos que nos dedicamos a la parte digital: producir video para Internet para ser publicado en redes sociales de manera continua, consistente, con calidad, de manera económica y, sobre todo, que genere resultados. Desde la fase creativa donde se genera una idea para un video, hasta el punto final en donde la métrica te dice que el video producido y publicado, llegó a la audiencia correcta y logró una interacción significativa.

Si quieres empezar ya a integrar videos a tu página empresarial de Facebook, a tu perfil de persona pública o a tu canal de YouTube, contacta a Prospect Factory, tenemos un estudio de video, editores y realizadores profesionales que trabajan junto con expertos en redes sociales.

1
¡Hola! ¿Tienes alguna pregunta sobre algún proyecto?, ¡Mándanos un mensaje, estamos para ayudarte! (si no estás en tu Smartphone deberás estar activo en Whatsapp para web)
Powered by